Estado Islámico secuestra a 2 mil civiles al norte de Siria

Combatientes del grupo yihadista Estado Islámico (EI) tomaron como rehenes a unos 2.000 civiles este viernes, empleándolos como escudos humanos cuando huían de la ciudad de Minjeb, ubicada al norte de Siria, indicó una alianza antiyihadista.

“Cuando se retiraban de Al Sireb, el último barrio de Minjeb, los yihadistas tomaron a unos 2.000 civiles, entre ellos niños”, indicó el portavoz militar de las FDS Cherfane Darwich

De igual manera aseveró que han utilizado a los civiles como escudos humanos.

Los yihadistas huyeron con sus rehenes hacia la ciudad de Jarablus, un bastión del EI situado a unos 40 kilómetros al norte de Minbej, cerca de la frontera turca.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH) que se apoya en una vasta red de fuentes sobre el terreno confirmó estos secuestros.

“Los combatientes de Dáesh raptaron a unos 2.000 civiles que fueron conducidos en unos 500 vehículos y conducidos a Jarablous”, dijo la ONG, empleando el acrónimo en árabe del EI.

Coches de civiles

Los vehículos empleados pertenecían a los propios civiles residentes en el barrio de Al Sireb, según el OSDH.

Un centenar de yihadistas se encontraban atrincherados en este área, según un responsable de las FDS.

Esta alianza de combatientes árabes y kurdos asegura que propuso al EI retirarse para dejarles paso libre en su retiradas, pero el EI no reaccionó a su oferta.